First date crucero, decepciona.

Publicado el
first date crucero decepcionante

Hacemos una descripción en directo de las primeras impresiones del nuevo programa de Carlos Sovera, First Date Crucero.

First Date presenta una variante de su programa llamado First Dates Crucero, el objetivo de este nuevo programa de Carlos Sovera es proyectar un viaje donde los invitados interactúan a los largo del crucero para consolidar su relación, o por contra, si no funciona, mandar a freír espárragos a quién corresponda.

Este es el primer programa que veo de la nueva saga, los protagonistas se conocerán mínimamente sin saber quién va a ser su pareja definitivamente aunque ya hemos podido ver algunos apuntes, pero dado el tipo de programa a saber cómo evoluciona. Eso se verá en los próximos capítulos, pues lo dicho,  el objetivo de este primer capítulo es hacer el precalentamiento, tanteos de complicidad para validar la empatía en la pareja y darle paso a la continuidad.

En este capítulo del 27 de enero de 2029 hemos conocido a:

Lidia 45 años, rubia, presume de ser ardiente y quiere un hombre muy hombre, tradicional, aunque no nos queda claro a qué se refiere. Su cita ha sido con Luciano, italiano y empresario de 44 años, con aspecto de aventurero, hippypñ piji y tranquilo, con valores muy distintos a los de Lidia, aunque tienen algo en común, Luciano trabaja haciendo eventos para clientes con poder económico, y a Lidia le gusta el ambiente del dinero y presumir que lo tiene, así que ya os imagináis.

Laila, 29 años, morena, prudente, sensible, con facciones amables, tuvo una relación con un muchacho que por lo que se ve mantenía otra relación que se consolidó finalmente con la otra chica debido a un embarazo. Ella parece que saliera de una telenovela, unas facciones parecidas a las de Catherine Zeta Jones, produce intriga.

La primera cita de Laila es Andrés, de 25 años, sevillano, de estilo osito Ranger a los George Michael (pendiente  incluido) pero hetero, se le ve buena gente, quizás Liala tenga suerte aunque tiene claro que Andrés no es su tipo. Laila conocerá más adelante a Xavi por quién si parace mostrar más interés, y tanto que es así que duermen juntos, y así ambos se lanzan a disfrutar del crucero juntos.

María, 63 años, viuda, se ha cruzado con Paco, de 65 años, con quién parece mantener cierta empatia aunque ella se muestra prudente e ilusionada a la vez, una relación cordial y que se puede construir poco a poco durante el crucero. María y Paco de  han dedicado a descubrir los espacios del crucero y se han dado hasta un baño juntos en el jacuzzi y mucho más! oh my good! Mis ojos! First Date Crucero¡ ¿es que nadie piensa en los niños?

La otra pareja entrada en edad parace también encontrar cierta empatía, ella sobreactua demasiado y no se le termina de ver con claridad la personalidad, en cuanto a él, el clásico galán y posiblemente gañan, es el clásico señor mayor tradicional, así que, no se qué podemos esperar de esta pareja, les deseamos suerte.

Fatima 27 años, de aspecto latino, guapetona, llena tatuajes y alegría, con una manera de hablar un poco confusa, pide su primer cita con Xavi, de 31 años, un chico normal, amante del sexo y el morbo, eso si, matiza que con respecto y con cabeza, algo un poco contradictorio al mismo concepto del morbo.

En su primer tanteo Fátima está decidida, pero no será correspondida, quiere a Xavi para ella y bueno, no tiene competencia así que no tendría porque preocuparse, o si, Laila parece interesarse por Xavi y Xavi por Laila, así que el fracaso de Fátima es evidente, su error, ser explícita, jamás se le dice a un chico que no conoces que “te gusta y que es muy guapo”, eso echa para atrás hasta al chico más feo y estúpido de la fiesta, así que imaginad.

En términos generales el programa decepciona, es una especie de mezcla entre Gran Hermano y First Date clásico, un formato que no termina de convencer, al menos a la gente que no le gusta Gran Hermano, cómo es mi caso, aburre.

Una de las cosas más interesantes de First Date Clásico era la velocidad, el tiempo juega a su favor, la presentación constante de parejas que llegan y se van en un solo programa es su atractivo, conocer a muchas parejas en poco tiempo, este nuevo programa First Date Crucero parece más centrado en crear una historia, una narrativa que continua capítulo a capítulo como una serie, pero resulta que los personajes que nos presentan no tienen contenidos, demasiado frívolo, lo cual no engancha y parece una copia de Gran Hermano en barco y poco más. Para más programas cutres mejor apagó la tele. 

Y si nos ponemos muy críticos con el programa, está muy bien que se enseñe un poco de todo pero la televisión debe ser de calidad, que no solo lo ven adultos que vienen de vuelta de todo, los adolescentes auqnue tengas sus 18 cumplidos no dejan de ser unos niños mayores que absorben patrones, porque a fin de cuentas, uno de las partes culpables de los desequilibrios emocionales que se producen en nuestra sociedad es la TV basura y esos estereotipos de “hombres mujeres y viceversa son cansinos y también son peligrosos en cuanto a la transmisión de valores y conductas”, aquí corto que si no me enciendo.

Buenas noches, FIRST DATE CRUCERO, no creo que nos volvamos a ver las caras.