La maldición de los comercios de Barrio.

La maldición de los comercios de Barrio, un  hecho alimentado por los medios de comunicación y la pasividad de las administraciones públicas.

Desde hace años hemos visto repetidamente cientos de noticias televisivas, artículos en prensa escrita y digital, reportajes, etc, todos ellos con un denominador común: El cierre y desaparición del comercio de barrio.

Muchos habríais pensado que comenzaríamos hablando de las multinacionales, hoy no, pero no nos olvidamos de ellas.

En una búsqueda en google, escribimos: cierre comercio tradicional, y a continuación, cientos de noticias, pasamos algunas al final para no fastidiar a lectura.

El caso es que siempre es la misma tónica, la de las lamentaciones: que si los barrios pierden vida, que si los barrios se vuelven lugares inseguros y sin transito, que si familias a la ruina, que si este año han cerrado miles de tiendas, que si desaparecen autonomos en la cotización de la seguridad social, que si la venta on-line, que si amazon, amazon y amazon.

Pero pocos, por no decir casi nadie, habla de la necesidad de la regulación y protección del comercio tradicional de barrio. La realidad es que se les está dejando morir en beneficio de las cadenas multinacionales que poco a poco establecen tiendas en el centro como ya han hecho Ikea o Carrefour con la intención de generar a sus marcas la calidez del comercio de barrio y de paso seguir barriendo a un lado a los pequeños comerciantes.

Los medios solo sacan tristes noticias sobre el comercio de barrio, al que nunca le echaron cuenta para sacar un artículo a favor de ellos, pero si sacó el artículo cuando murió la tienda. Es exactamente la misma maldición del artista, nadie le echó cuenta en vida, y tras su muerte el Ayuntamiento del pueblo de turno decide hacer una exposición homenaje, ¡malditos¡ ¡habérsela hecho en vida!, eso le hubiese facilitado las cosas.

En fin, creo que habéis pillado la idea, la venta on-line y la proliferación de las cadenas multinacionales está afectando gravemente al comercio de barrio y a la pequeña empresa, pero si debemos buscar responsables, debemos mirar a la falta de apoyo desde los ayuntamientos y desde cualquier otra administración, incluido el Gobierno central. Ninguna legislación para evitar frenar la avanzadilla de las cadenas multinacionales (Aldi, Carrefour, Lidl, bricomart, Ikea, Leroy Merlin, etc)  o incluso nacionales como Mercadona. Ninguna campaña mediática de apoyo y de concienciación de la importancia del consumo en los barrios, tanto para la economía como para la vida en ellos. Y para qué voy a hablar de las Asociaciones de Empresarios, como los políticos, lentos y torpes, como siempre, a la vista están los resultados.

Resultados de búsqueda rápida en Google de: 

  1. ¿Qué comercio tradicional desaparecido recuerdas? 
  2. El comercio tradicional recibe la onda expansiva de la burbuja del alquiler.
  3. La irremediable extinción del comercio tradicional.
  4. Los pequeños comercios en Valencia no encuentran relevo.
  5. El comercio tradicional baja la persiana.
  6. El cierre masivo de tiendas deja a los barrios de Madrid casi sin comercio tradicional.
  7. El colapso del comercio tradicional.
  8. ¿Por qué cierra el pequeño comercio valenciano?.
  9. Por qué se hunde el comercio tradicional.
  10. La crisis del pequeño comercio: más de 10.000 autónomos bajan la persiana en 1 año.
  11. La década negra del pequeño comercio.
  12. El cierre de comercio tradicional y la suciedad degradan Malasaña.
  13. El comercio tradicional sufre un nuevo golpe con el cierre de Goya.
  14. El cierre masivo de tiendas deja a los barrios de Madrid casi sin comercio tradicional.
  15. Comercio tradicional, una necesaria protección.
  16. El comercio tradicional empieza a echar el cierre.

Estos son solo unos cuantos enlaces, hay cientos.

Si eres un habitual comprador por internet, o si tienes la opción de comprar en tu barrio, hazlo a pymes y autónomos españoles, intenta pasar un poco de las cadenas, no digo que dejes de ir, pero distribuye tus compras, seguro que puedes hacerlo. Esto es muy importante, más de lo que imaginas, no solo para la calidad del comercio sino para la calidad social y laboral.